Las 10 preguntas más buscadas en internet acerca de las dudas en el proceso de crianza

Los padres perfectos no existen. Bupa lanzó una guía para ayudar a los padres a aceptar sus dudas y faltas.

  • En el Mes Internacional de la Familia, Bupa lanzó “Los Padres Imperfectos”, una guía para ayudarles a aceptar sus dudas y faltas
  • Las 10 preguntas más buscadas en internet acerca de las dudas en el proceso de crianza, incluyen "cómo hacer que mi bebé duerma", "cómo ser buenos padres" y "cómo lidiar con el estrés de criar un hijo"
  • De acuerdo a los expertos de Bupa, el aceptar que se equivocarán, reírse de sí mismos y pedir ayuda cuando sea necesario, llevará a los padres a tener un proceso de crianza más feliz.

Casi todos los padres han experimentado esa sensación. Aunque tener un bebé es algo maravilloso, también puede ser confuso, y a veces, abrumador. Cada año, más de 1,2 millones de búsquedas en internet están vinculadas a las dudas de los padres, según una investigación realizada por Bupa.

La investigación, basada en las búsquedas en línea de individuos en el Reino Unido, Australia, España y Hong Kong durante el 2016, encontró que los padres de familia de todo el mundo están buscando apoyo y asesoramiento para disipar sus dudas y temores.

En el Reino Unido, 'cómo quedar en embarazo' es la pregunta más popular con más de 145.000 búsquedas cada año. 'Cómo conseguir que mi bebé duerma' es la siguiente búsqueda más utilizada (con más de 105,000 búsquedas anuales), seguida de 'consejos para la lactancia'. Los padres británicos también están consultando "cómo ser un buen padre" en internet (quinta en el ranking), "qué hacer o qué no hacer como padres" (novena) y "cómo lidiar con el estrés de ser padres" (número diez en el ranking).

Fuera del Reino Unido, las preguntas sobre cómo hacer que los bebés duerman ocupan el primer lugar en Australia, España y Hong Kong, mientras que "cómo tratar la depresión posparto" también fue un tema importante de búsquedas en España y Hong Kong (octavo y quinto en el ranking, respectivamente). 'Odio ser padre' es también una de las búsquedas más populares en Hong Kong (octava en el ranking).

El Dr. Steve Iley, Director Médico de Bupa, explica: "Todos los padres se preocupan y se sienten ansiosos en algún momento. Como padres, todos nos presionamos excesivamente porque queremos ser la mamá o el papá perfecto, pero la verdad es que no existen los padres perfectos.”

"Aceptar que las cosas les saldrán mal es la clave para ser padres felices. Es importante crear y contar con una buena red de apoyo como también organizar sus prioridades un poco, y así ayudarlos a lidiar con la ansiedad y la incertidumbre de ser padres”.

En el Mes Internacional de la Familia, Bupa lanzó “Los Padres Imperfectos”, una guía que incluye consejos para ayudar a los padres a aceptar sus dudas y faltas. La guía también proporciona consejos sobre cómo lidiar con la ansiedad de ser padres y cómo mitigar las tensiones creadas por la búsqueda de perfeccionismo de los mismos.

Los consejos claves para los padres imperfectos en la guía Bupa, incluyen:

  1. Aceptar que las cosas saldrán mal: ¡A nadie le resulta fácil criar hijos desde el primer momento, ni tampoco hacerlo bien todo el tiempo! Todos cometemos errores. Castigarnos a nosotros mismos por esos errores no va a ayudarnos a nosotros ni a nuestros hijos. Aceptemos que no siempre podemos tomar la decisión adecuada - no existen los padres perfectos. Aprenderemos en el camino y de la mano de nuestros hijos.
  2. Crear espacio mental: Hoy por hoy la vida va tan de prisa que es difícil no sentirnos agotados. Hacemos malabares con nuestras prioridades: tratamos de ser excepcionales en el trabajo, de ser buenos amigos, de mantener un hogar ordenado, mientras intentamos mantenemos en forma y procuramos tener la nevera llena. Cuando mantener todo ese balance se vuelva demasiado estresante, practicar la meditación o concientización puede ayudarnos a mantener la calma.
  3. Ser amables con nuestro cuerpo: Por el bienestar propio y el los hijos, los padres necesitamos ejercitarnos con regularidad, además de comer bien. Un ejercicio suave y al aire fresco puede mejorar nuestro estado de ánimo - y cuando se tiene un bebé, puede ayudarlo a dormir a él también. Para los papás ocupados y las madres que trabajan, es importante tener una dieta sana y equilibrada para ayudar a eliminar el cansancio. Comer en intervalos regulares, no saltarse el desayuno, reducir el nivel de azúcares y comer alimentos ricos en hierro como las carnes rojas, los mariscos y las verduras de color verde oscuro, nos ayudarán a mantenernos energizados.
  4. Planear el día con anterioridad: Saber que todo lo que hacíamos antes de tener hijos ahora ya no tiene cabida en nuestro día puede agobiarnos, pero la clave para mantener la cordura está primero en aceptarlo - y luego en recuperar todo el control que podamos. No hay que preocuparse por las pequeñas cosas. Planear el día alrededor de mini-metas que sabemos que podemos alcanzar, mientras intentamos no sentirnos culpables de posponer las tareas que pueden esperar, es la mejor opción.
  5. Crear una buena red de apoyo: Los grupos de apoyo posnatales o los clubes de padres primerizos locales son excelentes maneras de conocer nuevos amigos y reducir el sentimiento de exclusión y de soledad, sobre todo si nuestras familias no están cerca o si vivimos lejos de ellas. Los amigos son importantes porque son buenos para nuestra salud, incrementan la felicidad, reducen el estrés y aumentan la confianza en nosotros mismos.
  6. No tomarnos en serio: Pocos argumentarían que ser padres primerizos es una responsabilidad muy seria, pero todos tenemos momentos divertidos o vergonzosos que preferiríamos olvidar. Si no nos reímos, ¿cuál es la alternativa? Se han realizado muchos estudios sobre el poder curativo de la risa. Por lo tanto, tratar de divertirnos en compañía de nuestros hijos, sin importar lo vergonzosos que se estén siendo, o por lo menos intentar compartir el momento con ellos es lo que más importa... al final, todos nos hemos encontrado en sus zapatos alguna vez en la vida, ¿o no?
  7. Mirar más allá del momento: A veces estamos tan enfocados en nuestros hijos que es difícil poner su crianza en contexto. Nos preocupamos por todo lo que van a enfrentar, desde caminar solos a la escuela hasta el estado del planeta en general. Debemos entender que todos los padres se encuentran en la misma situación que nosotros, y que debemos dejar que nuestros hijos descubran las maravillas del mundo por sí mismos.
  8. Enfrentar los temores: El miedo puede abrumarnos si lo permitimos. La clave es afrontar los miedos y temores. Si son padres primerizos y se preocupan por la salud de su bebé, pídanle consejo a un profesional médico. Se sentirán mejor al actuar.
  9. Atesorar los momentos: Los bebés no se quedan pequeños por mucho tiempo, incluso si esas primeras noches sin dormir pueden parecernos eternas. Disfrutemos del tiempo con nuestros bebés, pero también hay que recordar que está bien si no disfrutamos cada minuto del día. A ninguno de nosotros nos gusta todo lo que hacemos todo el tiempo, así que ¿por qué debería ser diferente siendo padres?
  10. Pedir ayuda: Aceptar ayuda de otros no es equivalente a rendirnos. Nadie conoce mejor a sus hijos que sus padres, pero también debemos tener en cuenta que el bebé estará bien si pasa un tiempo con otras personas de confianza tales como abuelos o amigos cercanos. Aprovechemos la oportunidad para tener un poco de "tiempo libre", como también un poco de "tiempo en pareja", ambos puntos muy importantes para mantener una vida balanceada.
Etiquetas:

Artículos relacionados

A continuación aparece una lista de preguntas que usted deberá llevar a su consulta con el médico. Estas preguntas están diseñadas para ayudarle a obtener la información necesaria...
La fiebre escarlatina es una enfermedad infecciosa ocasionada por una bacteria llamada Estreptococo, y se caracteriza por una erupción.   Acerca de la fiebre...